jueves, 17 de abril de 2014

APOSTASIA MUSICAL







MARCELA GÁNDARA, LILY GOODMAN Y ALEX CAMPOS DICEN QUE SU MÚSICA NO TIENE POR OBJETIVO LA EVANGELIZACIÓN 


La noticia no es nueva para mí, en el aspeto que Jesús Adrian Romero en 2008, confesará lo mismo sólo que en otras palabras... "mí música no es cristiana sino espiritual..." Bueno, lo cierto es que para que ganaran mucho más las disqueras les han ofrecido que realicen letras no más "cristocéntricas" con el propósito de alcanzar a más mercado, en otras palabras mejor digamos "más dinero". Un simple hecho es que eliminen por ejemplo el nombre "Jesús" y digan más Señor o Dios o mejor que hablen de conceptos para referirse de su amor pero no directamente de contenido para que otros no creyentes puedan ser absorbidos por la cálidad y espiritualización de la letra.


Así que los amigos de Adrian, parece ser que están en las mismas... Acontecer Cristiano, acabá de publicar que los cantautores de música cristiana Marcela Gándara, Lilly Goodman y Alex Campos, ofrecerán un segundo concierto en el Auditorio Nacional de México, para mostrar su propuesta a más de 20 mil espectadores. En la entrevista a Notimex, coincidieron que su canto "no pretende evangelizar" o "catequizar a nadie": "Nuestra música si bien lleva un mensaje a Dios, es como cualquier otra propuesta musical con la única diferencia de que nuestros temas dejan huella en quien la escucha".

Por ello mi primer requisito para escuchar música cristiana debe decir el nombre Jesús e identificarse claramente con el contenido bíblico, sin ambiguedades -algunas parecen románticas o música para enamorados- o inspiradas en otras cosas menos que Jesús o Dios. Debe conocerse como música de contenido bíblico de lo contrario no me interesa...

Por su parte, Alex Campos, conocido por su exito "me robaste el corazón", quien fue nominado a los Premios Grammy por su disco "Cuidaré de ti", destacó que todas sus canciones han sido inspiradas en su pequeña hija y en su esposa, pero sobre todo en su familia en conjunto. Son temas que cualquier padre quisiera cantarle a sus seres queridos o como pareja, a su compañera, de hecho, mis letras no pueden estar alejadas de Dios, porque a través de él yo puedo expresar mi amor a la familia, pero son letras y arreglos musicales que tienen magia", explicó.

"Lo nuestro es música, lleva el sello de cristiana o religiosa, porque tiene un mensaje, pero es una música que está evolucionando; hace muchos años era un lenguaje de aleluya y hosana, ahora es distinto, porque los tres dirigimos las canciones a Dios, pero no es sólo para escucharse en la iglesia, sino también en cualquier lugar, podemos competir con cualquier otro exponente de otra corriente", indicó -el ministro de música cristiana-.


Lilly Goodman, conocida por su éxito "Adicta" abundó que ahora pueden decir que la puerta está abierta, porque algunas estaciones de radio en muchos países ya toman en cuenta la música de alabanza: "No es aburrida como tienen pensado algunos, porque lo mismo lleva ritmo de pop o rock, incluso en mi caso, fusiono música de merengue y reggaetón. -Seguro, por algo la cantante secular Olga Tañon cantó una de sus letra en uno de sus recientes conciertos-

"Creo que está cambiando la mentalidad de la gente, en Dominicana he tenido premios seculares por llevar mi canto a todos los lugares y poco faltará para que la gente en su conjunto, lo mismo compre un disco de nosotros, que de cualquier otro cantante", comentó.

Existe una falta de identidad en el creyente de hoy, reflejo del deficit doctrinal y la prácticas malversadas y costumbres mundanales sin corregir. Nada tiene que ver el evangelio con transformar el evangelio. Está escrito lo que es de Dios lo de Dios lo recibe, lo que no es de Dios el mundo no lo entiende... Pero cada uno anda detrás de lo suyo y estos cantantes son una pena para el testimonio de Cristo, olvidandose de darle honra y gloria a aquel que les cambio sus vidas...

Detalló que la música tiene poder por sí misma, -ya no es el Espíritu Santo que cambia las vidas- por ello la gente está consumiendo cada vez más la música de alabanza: "Porque además de deleitar con música, dejamos un mensaje de bien y sin fijarnos en quién se porta bien o mal, simplemente compartimos nuestro canto".

Sobre el comentario de que algunos cantantes cristianos no predican con el ejemplo, Goodman señaló que la función de los tres cantautores es compartir sus letras, más allá de querer convencer a los demás de su sentir o su proceder.

La mexicana Marcela Gándara, subrayó que como cantantes no están tratando de predicar religión, porque el fin común es Dios tal y como lo siguen evangélicos, bautistas, mormones, testigos, musulmanes o judíos: "Nuestras canciones hablan simplemente del amor a los demás".

Queremos decirle a la gente que somos comunes y corrientes, como cualquier otro exponente de música: "No venimos a presumir perfección, porque sólo el creador lo es, somos gente con errores, somos normales como cualquier otra persona".

Cuestionados sobre la palabra "fanatismo", Lilly Goodman, detalló que sólo hablan de su experiencia, de lo que les cambió la vida: "Pero de ninguna manera manipulamos o nos aprovechamos de la gente, porque nuestras canciones por sí mismas son el mensaje".

Los tres exponentes mencionaron que además de su mensaje, el público asistente podrá ver cerca de 30 músicos en escena: "12 con Alex Campos, nueve con Lilly y ocho conmigo y al final del recital nos reunimos los tres para cantar", explicó Marcela Gándara.

Explicó que interpretará temas de sus más reciente producción discográfica "Más que un anhelo"; mientras que Lilly Goodman promocionará "Sin miedo a nada" y Alex Campos "Cuidaré de ti", este último quien logró una nominación a los Premios Grammy.

Finalmente, preguntó estimado lector: ¿Qué tipo de evangelio estamos viviendo? ¿Qué contenido estoy escuchando? Bien dijo el profeta, en aquel tiempo solamente tendrán comezón de oir... 

Fuentes: Visión de Profetas y AcontecerCristiano.Net